Plan de entrenamiento para correr 10 kilómetros

cardio-plan-main-image_0

Conseguir correr 10 kilómetros del tirón es un buen entrenamiento que no solo conseguirá que estemos en forma, si no que también conseguirá potenciar nuestra figura, y hacer que estemos preparados para poder aumentar nuestro ritmo de una forma más que considerable.
Sin embargo, debes de saber que para llegar a este nivel hay que empezar poco a poco; primero tenemos que ser capaces de correr durante 10 minutos seguidos, luego podemos incrementar el ritmo a 20,25 minutos, llegar a la media hora, y así progresivamente hasta lograr nuestro objetivo.
A continuación, te vamos a preparar un plan de entrenamiento especial que te ayudará a recorrer esa distancia en 60 minutos o menos. Sin embargo, antes de nada debes recordar que los especialistas recomiendan acompañar las carreras ligeras con el entrenamiento en cintas para correr, adaptar la alimentación… en otras palabras, que no te limites únicamente a correr, si no que hay otras actividades que puedes hacer para mejorar al máximo tu entrenamiento.

¿Preparados? ¿Listos? ¡Empieza tu entrenamiento!

Entrenamiento para la Semana 1

Las semanas las vamos a dividir en 3 días diferentes; esto no significa que tengamos que hacer deporte solo 3 días a la semana, pero es para que vayamos viendo la evolución que tenemos que cumplir:
Día 1: Empezamos corriendo un tiempo de 30 minutos a un ritmo que sea muy lento.
Dia 2: A continuación, en el segundo día lo que hacemos es reducir el tiempo de correr a 15’ a un ritmo lento, y los 5 minutos restantes a un ritmo un poco más rápido, que notemos que nos cuesta.
Día 3: En este último día, hacemos 20 minutos corriendo, dedicamos 1 minuto a andar, y luego otros 10 minutos corriendo.

Entrenamiento para la Semana 2

Día 1: Aquí vamos a hacer algo diferente; empezamos corriendo a un ritmo bajo durante unos 6 minutos, luego subimos un poco el ritmo durante 5 minutos, avanzamos a un ritmo medio durante 3 minutos, 2 minutos a un ritmo un poco más elevado, descansamos un minuto, volvemos a un ritmo más fuerte de 6 minutos (en total 28 minutos subiendo el ritmo).
Día 2: Corremos directamente durante 35 minutos a un ritmo medio.
Día 3: Hacemos 25 minutos empezando poco a poco y acabando con un ritmo un poco más veloz.

Entrenamiento para el resto de las semanas

Aunque podríamos especificar el entrenamiento hasta la semana 10, lo cierto es que es importante que tu mismo te des cuenta del patrón. Lo que vamos haciendo es incrementar el ritmo progresivamente, pero siempre volviendo un paso atrás.
Por ejemplo, si en un momento dado hemos llegado a los 40’, al siguiente día haremos algo menos, cómo 30 minutos. Sin embargo, existen variaciones en cuanto al ritmo que vamos a llevar.
Así que ya lo sabes, si quieres llegar a correr durante una hora entera, este entrenamiento te puede ayudar a dar los primeros pasos para conseguirlo.

Recent Posts

Deja tu comentario